Un cebador fluorescente es un pequeño dispositivo que emplean ciertos tipos de iluminación, especialmente los tubos fluorescentes. Suele estar formado por un pequeño receptáculo de vidrio, con gas argón en su interior y una lámina bimetálica.

Esquema de una instalación fluorescente

Básicamente, un cebador fluorescente permite generar una descarga suficiente como para “activar” el gas del interior de la lámpara led y que esta se encienda. Veamos con algo más de detalle cómo ocurre este proceso.

Cómo funciona un cebador fluorescente

Podemos decir que el cebador de un fluorescente es sencillamente un interruptor térmico. Al pulsar la clavija y permitir el paso de corriente, esta alcanza el tubo a través del balasto y del propio cebador.

Dentro del tubo el circuito se cierra a través de los filamentos. En estos momentos el cebador se está comportando como un interruptor abierto y, por tanto, la corriente que circula por el circuito es muy pequeña.

El voltaje hace que aumente la temperatura dentro del cebador, lo que dobla los contactos bimetálicos (tienen distinto coeficiente de dilatación) cerrando el circuito, elevando la corriente en los filamentos del tubo que, al alcanzar el punto de incandescencia, excitan el gas que los rodea.

Esquema tubo cebador

A continuación, la temperatura del cebador empieza a bajar, ya que el gas de su interior ya no está ionizado, separando de nuevo las láminas bimetálicas. Esto causa un pico en el voltaje lo suficientemente elevado para ionizar el gas del interior del tubo.

Alcanzado este punto, el cebador permanece abierto y el balasto actúa como limitador de corriente evitando que el tubo se queme de forma prematura.

Elementos de un cebador fluorescente

Se trata de un dispositivo eléctrico muy sencillo. De hecho, en la mayoría de casos está formado por dos componentes: la cápsula de vidrio con gas y un condensador, conectados en paralelo.

Como vemos en la imagen, la ampolla de vidrio contiene la placa bimetálica que permite que todo el conjunto funcione y suele estar rellena de argón o neón.

Componentes del cebador

Por otro lado, tenemos el condensador que funciona como filtro de radiofrecuencia. Su principal cometido es absorber el ruido eléctrico que generan las descargas en los electrodos para eliminar las interferencias de radio que podrían afectar a otros dispositivos electrónicos. También atenúa el pico de voltaje inicial y lo extiende en el tiempo, haciendo que el sistema de encendido sea más fiable y duradero.

Fluorescentes sin cebador

Aunque para muchos resulten desconocidos, podemos encontrar algunos modelos de tubo algo más modernos que no necesitan un cebador. Siendo los más habituales los que utilizan balasto electrónico.

Para encender el tubo en frío, se necesita un pulso de alto voltaje que vaporice el mercurio condensado en el interior del tubo. Los balastos electrónicos se basan en este principio e incorporan, en la mayoría de casos, un transformador de alta frecuencia y un transistor. De este modo, el mismo dispositivo sirve de starter y de limitador de corriente.

Cebadores LED ¿qué son realmente?

En los tubos LED, podemos encontrar un elemento de aspecto similar al cebador que suele denominarse LED starter.

Un tubo LED con cebador puede ser interesante si necesitamos realizar una instalación de forma rápida y no queremos, o no podemos, recablear el portatubos y eliminar la reactancia. En resumen, hace que los tubos LED sean compatible con las instalaciones existentes. Solo hay que reemplazar el viejo tubo por el nuevo y poner el starter en lugar del cebador.

Tubo LED y Starter

De todas formas, desde efectoLED siempre recomendamos eliminar todos los elementos innecesarios, como el balasto, ya que conseguimos un ahorro todavía mayor. En nuestra guía de instalación de tubos LED encontrarás paso a paso cómo hacerlo de forma sencilla.

Ahora ya sabemos que en la iluminación fluorescente el cebador es un elemento clave al que no se le suele dar la importancia que merece. Considerado habitualmente un elemento meramente auxiliar, resulta esencial para el buen funcionamiento y la durabilidad de los tubos fluorescentes.